Si estás casado aquí en los Estados Unidos y vives en el estado de Florida desde hace seis meses, y quieres el divorcio en otro país, tienes que ser divorciado aquí en el estado de Florida, ya que Florida tiene la jurisdicción correspondiente a usted y a tus hijos.